Lenguaje inclusivo y tecnología. Transformación del lenguaje de las app a un lenguaje inclusivo.

Lenguaje inclusivo tecnología

En esta nota esbozaré una propuesta tecnológica humana para transformar las interfaces con lenguaje dominante por lenguaje inclusivo. Hace varios años que ronda en mi mente el escribir este artículo con la idea de diagramar o bosquejar un proceso de implementación del lenguaje inclusivo  en aplicaciones de tecnología. Esta idea nació cuando en el proyecto Realidad Empoderada tuvimos que repensar y redefinir las clases originarias de avatares de Unity 3D. Si bien el lenguaje inclusivo no posee grandes dificultades para su implementación o adaptación en sistemas prexistentes de aplicaciones de software y muchos se verían tentados que esto fuera implementado por una rutina o supuesta inteligencia artificial, este proyecto busca el desarrollo humanista e inteligente. Donde la inteligencia y la humanización tienen como base la vida, la reducción de costos y las ventajas para unos pocos. Una opción que ensanche las posibilidades y reparta el pan según necesidad.

La revista sin fines de lucro TECNOLOGIA HUMANIZADA publicó una serie de artículos sobre el lenguaje inclusivo. Para crear un contexto pedagógico y de sensibilidad a sus lectores. De todas maneras, al pie de esta nota incluiré bibliografía adicional de las técnicas de redacción y escritura con una perspectiva inclusiva. Una de las técnicas es utilizar determinadas palabras por medio de las reglas descriptas en el “Manual pedagógico sobre el uso del lenguaje inclusivo y no sexista¨, editado en el 2018 por la Reunión de Altas Autoridades en Derechos Humanos y Cancillerías del Mercosur y Estados Asociados. Sin embargo, mi recomendación es leer la nota de Eliana “Todos somos hombres, a menos que se diga lo contrario: masculino genérico y presunción de masculinidad” una excelente nota práctica y pedagógica. Desviate de la lectura de mi artículo y luego volvé.

La implementación con criterios de tecnología humanizada.

Como idea, quizás a muchos puede parecerle conservadora o anticuada, sin embargo, si lo analizamos desde el pensamiento conservador dominante, la constancia estaría dada por buscar un método que maximice las ganancias por medio de la negación a que las tareas necesarias no generen una distribución de posibilidades y la cobertura de necesidades básicas a través del trabajo digno y empoderador.

La propuesta

No nos centraremos en las cuestiones organizativas institucionales de quienes ejecuten el  proyecto como el que describiré, las cuales podrían ser una asociación, el estado,  sociedades mixtas o simplemente redes de las mismas interactuando entre sí.

Por una parte, se encuentra la aplicación tecnológica y, por otro, la generación del contenido que remplazará a los textos con características dominantes por los inclusivos. La solución tecnológica a ser implementada no es compleja ya que simplemente se trata del uso e inserción de un diccionario. Una estructura de datos muy conocida. La describiremos para que los lectores no especializados puedan conocerla. Un Diccionario es una colección de pares de datos, cada par de datos posee una palabra clave y un dato asociado a esta palabra clave. Las estructuras de datos de diccionarios poseen rutinas eficientes para la búsqueda de la palabra clave y el recupero del dato asociado. Ambos campos tanto el de clave como el del dato asociado pueden ser definidos como textos. Inclusive el dato asociado puede ser una serie de textos, de los cuales la aplicación podría seleccionar el más adecuado a utilizar.

CLAVE DATO
Nombre de usuario Nombre de usuarie
Habilitados Con habilitación
Indocumentado Sin documentación
Los vecinos deberán registrarse El vecindario deberá registrarse

La manera eficiente para luego suplantar el lenguaje en la aplicación será una determinación que dependerá del criterio técnico de las personas asociadas a la programación. Siendo esta una determinación meramente tecnológica.

Generación del contenido a suplantar el lenguaje dominante

Si bien el destinatario final de la humanización de las interfaces de software dominantes es la sociedad en su completitud, el medio a ser transformado es el de la industria del software y los entes estatales u organizaciones que desarrollan sus propias soluciones tecnológicas. Como planteamos en un origen, para humanizar su implementación debe incluirse a los sectores relegados.

Como ya desarrollé anteriormente es necesario completar un diccionario de traducción o mejor dicho de transformación. Dichos diccionarios pueden ser completados por personas que tengan o puedan ser capacitadas para utilizar un aplicativo que permita visualizar el texto en lenguaje jerárquico dominante e ingresar sus equivalentes en un lenguaje inclusivo. Esto puede requerir de cierta preparación de las personas a participar del proyecto. No solo debe de ser una participación donde las personas dan parte de sus vidas en las tareas a ser realizadas, sino que deben recibir una remuneración por ello.  Una remuneración que si se utilizara una mecánica automática solo concentraría los beneficios en unos pocos y generalmente fuera de los sectores que realmente lo necesitan. Lo mismo pasaría con el conocimiento, este quedaría en manos y en poder de unos pocos, de esta manera cada persona capacitada se convierte en un generador de transformación también en su barrio, su grupo familiar, etc. El proceso es alfabetizador y transformador, donde se incluye a la base para ser gestora social del cambio.

Imagen propiedad de IMAS

Por otro lado, las personas que participen del trabajo de traducir y completar cada diccionario podrían recibir una netbook o una Tablet con teclado. Ello ayudaría a la educación digital, como así también a poder poseer en la familia una herramienta tan importante como esta para realizar trámites y gestiones online, acceso a bibliografía, todo lo que da la digitalización de las comunicaciones.

Por otro lado, se requeriría una estructura mínima de coordinadores y facilitadores que sincronicen, supervisen y den soporte a las personas que realizarán las traducciones. De esta manera se producirá otra acción transformadora al dar , en algunos casos, un espacio de interacción entre personas pertenecientes a diferentes sectores sociales. De esta manera se da la posibilidad de generar una transformación que podríamos denominar inversa desde una visión dominante y solidaria desde una visión horizontal.

Esta propuesta no posee mayores complicaciones y es generadora de vida, igualdad, redistribución y empoderamiento.

La propuesta se basó en la implementación de lenguaje inclusivo desde el punto de vista de género; sin embargo, como ya he tratado en otros artículos (veamos referencias al pie de página) cada grupo popular o regional posee su lenguaje propio y para su empoderamiento es necesaria la desjerarquización del lenguaje. Que los grupos relegados puedan hacer sentir su voz, en una forma descentralizada y plural. El poder decir lo que digo: como lo dice un nosotros; nos empodera, nos dignifica y da espacio a la autogestión. El decirlo a nuestra manera. El lenguaje es constructor y desarrollador de mundos dentro de otro mundo posible.

Lo que queda claro es que la implementación propuesta no se caracteriza por su complejidad tecnológica, sino por la complejidad social de romper con los formatos de automatización predominantes y poner en el centro a la alfabetización, la construcción incluyendo a los sectores en necesidad no solo para sentirse parte de la capacidad de ser ejecutores de una transformación, sino también para ser en forma espontánea difusores del lenguaje inclusivo en sus comunidades. Romper así también con la exclusividad de la difusión y construcción desde arriba. De esta manera, generar un espacio para que surja un desarrollo del lenguaje desde las comunidades relegadas.


Fuentes:

G.Reimondo, 2022,“Apoderamiento cultural y trabajo social comunitario (Segunda parte)”, TECNOLOGIA HUMANIZADA (Num. 5)

Manual de instrucciones para hablar con E

Acerca de Gustavo Reimondo 124 Artículos
Coordinador de Tecnología Humanizada. Coordinador del proyecto Realidad Empoderada. Un proyecto de realidad virtual para la concientización en una praxis solidaria. Miembro del grupo: "La familia de la calle", organización conformada por personas indigentes y no indigentes en una relación igualitaria. Coordinador de proyectos de Infraestructura Física de Telecomunicaciones. Experto en Robótica, Instrumentación & Control, IoT, Sensórica y sistemas microcontrolados.

Sé el primero en comentar

Dejá un Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*