Instalaciones de sistemas electrónicos y de telecomunicaciones en forma responsable.

La instalación de sistemas tecnológicos debe ser realizada en manera responsable. ¿Qué quiere decir esto?, que un sistema o dispositivo electrónico debe ser montado, tener sistemas auxiliares de suministro electrónico, cableado e infraestructura física asociada acorde a las características de su contexto de funcionamiento.

Generalmente se plantea que mientras un sistema tenga sus funcionalidades en su uso a nivel usuario es suficiente para prestar un servicio indefinido. Sin embargo esto no es así, un funcionamiento estable, por un periodo de prueba no garantiza un correcto funcionamiento y la prestación adecuada del servicio. Distintos fenómenos naturales, como así también el diseño inadecuado de las instalaciones de infraestructura de telecomunicaciones en especial en lo referente al diseño de tierras de telecomunicaciones y eléctricas, como el de las canalizaciones son condicionantes de generan imprevistos en la prestación del servicio como en la vida útil del equipamiento o cableados.

Una infraestructura adecuada para los sistemas informáticos, de  telecomunicaciones y seguridad.

Cuando se piensa en telecomunicaciones y seguridad se tiende a considerar exclusivamente el equipamiento no teniéndose en cuenta todo aquello que es necesario para su correcto funcionamiento y vida útil de los mismos.

Un diseño adecuado de acuerdo a estándares internacionales y locales garantiza una infraestructura adecuada para los sistemas electrónicos a ser utilizados durante los diez próximos años como mínimo. Un buen diseño permitirá sobre guardar la vida del personal técnico como el de los usuarios y del equipamiento de telecomunicaciones y seguridad. Los cuales estos son parte de los sistemas y medidas de seguridad física de las personas. La incorporación a las oficinas, de personal con diferentes discapacidades obliga a las instituciones a tomar diferentes medidas en el diseño de la infraestructura de telecomunicaciones.

Pensar la infraestructura como un problema domestico es un error el cual puede conllevar a graves problemas de seguridad, crecimiento, perdida de horas de trabajo y calidad de los servicios.

La aplicación de las reglamentaciones y estándares influyen directamente sobre la calidad de los servicios, la tasa de fallas de los sistemas, el daño irreversible a los sistemas, corte en los servicios por tiempo prolongado, el funcionamiento errático de los mismos, y la protección del personal de mantenimiento y de los usuarios.

Las principales partes de la infraestructura para la instalación de sistemas electrónicos son:

  • Los espacios específicos en edificios y oficinas.
  • El sistema de tierra limpia o de telecomunicaciones.
  • Protecciones contra fenómenos atmosféricos que actúan sobre los sistemas de suministro eléctrico.
  • Alimentación eléctrica.
  • Canalizaciones acordes para los cableados.
Imagen de SOLUTEKColombia.com

El no contemplar espacios con características particulares para el uso en telecomunicaciones afecta directamente al futuro de las telecomunicaciones del organismo o empresa, así también no permite tener en cuenta los requerimientos mínimos para el correcto funcionamiento y protección del equipamiento electrónico. Esto someterá a la institución a un riesgo directo las comunicaciones y la posibilidad de instalar equipamiento electrónico requerido para las mismas. La aplicación de los estándares evitan este tipo de deficiencias en los proyectos.

El sistema de tierra de una instalación es una parte crucial de la misma. Aunque muchas veces, en forma inexperta, no se lo considere así. El standard de la IEEE considera fundamental los sistemas de puesta a tierra y las protecciones contra sobretensiones transitorias.

Los fenómenos atmosféricos de cargas eléctricas pueden producir daños permanentes o daños erráticos sobre los semiconductores, apareciendo fallas que no pueden ser determinadas y con futuros efectos impredecibles. Generalmente estas fallas no son tipificables por los usuarios y suelen atribuirse a otros eventos o sucesos sin explicación. El Concilio de la Industria de Tecnología de la Información define que el 75% de los problemas que surgen en una instalación están relacionados con la puesta a tierra, influyendo esta, directamente con la perfomance de los sistemas. La mayoría de los fabricantes de dispositivos de comunicaciones establecen que es necesario contar con una tierra de telecomunicaciones según los estándares internacionales de telecomunicaciones.

Los fenómenos atmosféricos como ser rayos y las conmutaciones en líneas de distribución, producen sobre tensiones transitorias en los sistemas de alimentación eléctrica. Estas pueden:  dañar los sistemas electrónicos permanentemente, ocasionar un daño incremental o una salida de funcionamiento de los sistemas. Para tal fin es necesario proyectar las protecciones adecuadas. Nótese que estos fenómenos no son protegidos por las UPS.

Según los estudios de Liebart Corporation ( fabricante de UPS) y según lo expresado por la IEEE el 80% de las fallas se producen entre la UPS y el equipamiento. Por tal motivo y debido a la obligatoriedad por parte de las reglamentaciones de higiene y seguridad en el trabajo de algunos países, los proyectos incluyen tableros específicos para la UPS, proveyendo una mayor flexibilidad a la alimentación de la UPS.

El diseño de los sistemas de alimentación eléctrica a los Data Centers, Salas de Equipamiento y Salas de Telecomunicaciones es un factor fundamental para la seguridad de los sistemas.

Los sistemas de cableado estructurado poseen muchos elementos que por su naturaleza o condiciones de instalación, deben cumplir con los requisitos establecidos en las normas eléctricas. A pesar de esto, muchas personas involucradas en el diseño e instalación no cumplen con estos requisitos de aplicación obligatoria, ya sea por negligencia o desconocimiento. Según fabricantes de cables de telecomunicaciones el 70% de las pérdidas de velocidad en líneas de transmisiones de datos se producen por fallas en la conducción e instalación de los cableados. Las canalizaciones para sistemas electrónicos deben ser metalizas y estar conectadas a tierra para asegurar la eficiencia de los sistemas.

Dado que las nuevas tecnologías de internet de las cosas distribuyen sistemas con cierta inteligencia en cada nodo la interrelación entre los nodos y el sistema central, si es que lo hubiera, determinan redes de telecomunicaciones. Por tal motivo, la infraestructura física entre estos está regulada por los estándares de la Asociación de la Industria de Telecomunicaciones. Esta institución formó un comité llamado TR-42 el cual desarrolla los estándares para cableado estructurado en edificios comerciales y residenciales, oficinas, etc…

Sin embargo es recomendable combinar dichos estándares con las recomendaciones  prácticas de la IEEE y las reglamentaciones locales de su país en lo referente a instalaciones eléctricas y de telecomunicaciones en inmuebles y edificios. Muchos países han adoptado los estándares TIA para regular las instalaciones de telecomunicaciones tanto en edificios públicos como privados.

La mayoría de las empresas de telecomunicaciones, en especial en los países emergentes, toman como premisa el factor económico y la reducción de los costos de instalación para dar un servicio. Este pensamiento, va en desmedro de la calidad y baja tasa de fallas de los servicios en especial para los intereses individuales de cada cliente. La tasa de fallas se entiende como la cantidad de interrupciones o eventos de degradación del servicio en período de tiempo determinado. Como es obvia ante una cantidad considerable de usuarios, en un pensamiento de conveniencia económica algunos clientes son sacrificables. Es decir no es de interés la construcción de una base de infraestructura sólida. También es común que las empresas de contratación para realización de trabajos no poseen mano de obra calificada, generalmente tampoco poseen profesionales que dominen los diferentes aspectos desde una visión no solo informática o virtual, sino con conocimientos relacionados con normativas eléctricas, de telecomunicaciones y fenómenos físicos y/o atmosféricos. Muchos expertos en electricidad no dominan las técnicas de protección adecuadas para el dimensionamiento y diseño de instalaciones para sistemas electrónicos. Sin embargo, la mayoría de las instalaciones modernas contemporáneas poseen una gran cantidad de sistemas electrónicos e inclusive interconectados entre sí. Los cuales son afectados por fenómenos en las líneas de alimentación eléctrica, por fenómenos inferidos en cableados de telecomunicaciones y redes, acción directa o por acoplamiento de fenómenos atmosféricos. Estos fenómenos afectan directamente la vida útil de los sistemas, adjudicando el profesional o la idiosincrasia popular el daño del sistema a situaciones simplemente aleatorias y sin condiciones preexistentes. Lo cual no es así. Aunque parezca increíble predomina un pensamiento fantástico o místico moderno al respecto de este tema. Los daños ocurren sin explicación racional, según esta manera de aceptar no tomar acciones de diseño adecuadas. En este aspecto, los criterios y ética de los profesionales o instituciones juegan un factor principal.

Hoy día las políticas públicas en muchos países, gobernadas por un criterio donde prima exclusivamente el factor económico frente a una ética responsable con el valor humano en todos sus aspectos, el consumo responsable y la conservación del medioambiente. No solo no se estila la reparación o readecuación de sistema preexistentes, sino que las instalaciones no consideran reducir las tasas de falla de los dispositivos y componentes, generándose una tendencia a su sustitución. Un sistema que falla, o que no contempla los materiales adecuados en su instalación ante una situación de un siniestro, ¿Cuánto vale la vida de las personas que pueden ponerse en riesgo?. Muchos estándares locales, establecen determinadas obligatoriedades con respecto a las protecciones que deben tener determinados dispositivos para garantizar su funcionalidad adecuada aunque no sean parte de un accionamiento directo ante un siniestro, pero si son cruciales para la comunicación durante el mismo.

Desde el punto de vista de la industria informática se sigue fomentando la creación de nuevo equipamiento que sustituye a otro, que se vuelve obsoleto. Con el consecuente problema de reciclado. Antes de pensar en una Infraestructura Física sólida que garantice el servicio en un uso responsable.

 

 

 

Gustavo Reimondo
Acerca de Gustavo Reimondo 35 Artículos
Gerente de Tecnología Humanizada. Coordinador del proyecto Realidad Empoderada. Un proyecto de realidad virtual para la concientización en una praxis solidaria. Miembro del grupo: "La familia de la calle", organización conformada por personas indigentes y no indigentes en una relación igualitaria. Coordinador de proyectos de Infraestructura Física de Telecomunicaciones. Experto en Robótica, Instrumentación & Control, IoT, Sensórica y sistemas microcontrolados.

Sé el primero en comentar

Dejá un Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*